El Mediterráneo, otro de los dominios de la muerte

“El Mediterráneo es la ruta migratoria más mortal del planeta”, sentenció William Lacy Swing, director general de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

Desde que comenzó el año 2015, aproximadamente tres mil personas han muerto en el Mediterráneo intentando alcanzar las costas de Europa, según afirma. Swing además sostiene que las muertes fueron “innecesarias, evitables y absolutamente inaceptables”.

Fueron 558 mil las personas que arribaron a las costas europeas a través del mar este año. Según la OIM, contando sólo a Grecia, un total de 420 mil refugiados fueron recibidos en el país. En las islas griegas el número de refugiados supera cuatro veces a la población local, mientras que en la capital griega, Atenas, miles de refugiados continúan desbordando a diario el Puerto del Pireo.

Sin embargo, Grecia es sólo la primera parada de una aventura que se ha convertido en interminable. Europa es el destino de cientos de miles de refugiados que huyen de guerras infinitas.

Desde el año 2000, se calcula que al menos 25 mil personas perdieron la vida en el intento de la travesía, convirtiendo así al mar Mediterráneo en el más mortal del planeta.