Oposición venezolana denuncia maniobras para afectar su votación en comicios; los 3 escenarios de las elecciones

La oposición venezolana denunció este miércoles que el poder electoral, al que acusa de servir al gobierno, cambió de lugar 205 centros de votación en 16 estados para afectar su votación en las elecciones de gobernadores del domingo.

La coalición Mesa de la Unidad Democrática (MUD) aseguró que en la mayoría de esos centros sus candidatos han ganado históricamente las elecciones.

“A cuatro días de la elección cometen este abuso. Aquí hay una violación clara de los derechos políticos de los venezolanos”, expresó en rueda de prensa Liliana Hernández, coordinadora electoral de la MUD.

Acompañada de otros dirigentes de la MUD, Hernández pidió a los ciudadanos averiguar si sus centros de votación fueron cambiados por el Consejo Nacional Electoral (CNE) y salir a votar masivamente.

“Tenemos que organizarnos y votar, el deseo de cambio está del lado nuestro, lo que ellos tienen es crisis y hambre”, señaló la dirigente.

Francisco Castro, asesor electoral de la MUD, afirmó que en los 205 centros de votación reubicados la oposición obtuvo más de 200.000 votos en las elecciones legislativas de 2015.

“Es irreversible la decisión de este pueblo de salir a votar el 15 de octubre y que el gobierno entienda que tiene que venir un proceso electoral nacional que permita cambiar a los que fracasaron”, acotó Hernández, quien prometió denunciar lo ocurrido ante organismos internacionales de derechos humanos y la Unión Europea.

La noche del lunes, Luis Emilio Rondón -único opositor de los cinco rectores del CNE-, denunció lo ocurrido y dijo que el argumento usado era “falta de infraestructura” y que hay riesgo de brotes de violencia en esos lugares.

Según el experto electoral Eugenio Martínez, en los centros reubicados están inscritos para votar 312.000 electores y en las elecciones parlamentarias de 2015 la oposición obtuvo más de 80% de los sufragios emitidos en esos sitios.

La MUD ha denunciado también que el CNE violó las leyes electorales al impedirle sustituir candidaturas, a su juicio, para afectar la votación opositora.

Tres escenarios de las elecciones de gobernadores en Venezuela

Los venezolanos acudirán el domingo a elecciones de gobernadores. El chavismo tiene actualmente 20 de las 23 gobernaciones ¿Qué impacto tendrá en la crisis política si el gobierno mantiene su hegemonía o si la oposición arrasa?

– Escenario 1: la oposición gana –

Analistas coinciden en que la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) tiene altas posibilidades de ganar las elecciones, en votos y gobernadores.

“El país está deshecho con penurias y hambruna. No hay probabilidad de que el gobierno gane”, afirmó a la AFP el politólogo Luis Salamanca.

Si eso ocurre, la oposición podrá presionar al gobierno “en un proceso de negociación serio, para fijar las condiciones de las elecciones presidenciales de 2018”, afirmó la analista Colette Capriles.

Conversaciones para establecer las bases de un eventual diálogo que ayude a superar la crisis, auspiciadas por Naciones Unidas y el presidente de República Dominicana, Danilo Medina, están congeladas tras denuncias de la oposición de que “no hay condiciones”.

El politólogo Edgard Gutiérrez coincide en que la principal preocupación de Maduro si sus candidatos son derrotados serán las presidenciales.

“Maduro deberá pensar bien qué hará con las presidenciales, porque su destino parecerá inexorable: perderlas sin importar mucho lo que haga. Quizás el único recurso que le quede sea el de seguir inhabilitando a futuros contricantes”, dijo a la AFP.

Los dos principales líderes opositores, Henrique Capriles y Leopoldo López, están fuera de la contienda: el primero inhabilitado políticamente y el segundo preso en casa.

Salamanca opinó que una victoria de la oposición también restauraría el vínculo con sus seguidores, frustrados por las protestas que entre abril y julio exigieron sin éxito la salida de Maduro -con saldo de 125 muertos- y por la instalación de la todopoderosa Asamblea Constituyente, integrada únicamente por chavistas.

La crítica internacional contra el gobierno de Maduro, acentuada tras la instalación de la Constituyente, “seguirá o subirá de tono” si el chavismo es derrotado, añadió Gutiérrez.

“Estas elecciones son la oportunidad para la oposición de no seguir a la zaga de un régimen agonizante, sino plantarse frente al mundo como una fuerza de cambio. Pueden ser el comienzo del fin”, consideró Capriles.

– Escenario 2: el chavismo gana –

Los expertos coinciden en que sólo una elevada abstención permitiría que el oficialismo gane más gobernaciones, aunque descartan que pueda obtener más votos, pues su rechazo es muy elevado (ocho de cada 10 venezolanos, según la firma Datanálisis).

Gutiérrez explicó que si eso ocurre, se impondrá la “desmoralización y desmovilización” de los opositores.

“El modelo de control absoluto del gobierno chavista avanzará a un ritmo mayor”, indicó.

El director de la firma Venebarómetro consideró que una derrota de la oposición también reduciría la presión internacional contra Maduro.

“Quedará sobre los hombros de los actores más antagónicos a Venezuela: Estados Unidos, Argentina, España. Maduro tomará un nuevo aire”, señaló.

En este momento, una docena de países de la región, entre ellos Estados Unidos, y naciones europeas como Francia, España, Reino Unido y Alemania, han expresado duras críticas contra el gobierno de Maduro y la Constituyente.

También lo han hecho organizaciones como la OEA, el Mercosur y la Unión Europea.

“Si el gobierno obtiene una victoria, ganaría legitimidad internacional, para que no le sigan diciendo dictador a Maduro”, acotó Salamanca.

– Escenario 3: resultado parejo –

La Constituyente, a pesar del rechazo popular al gobierno, adelantó las regionales de diciembre a octubre -según Capriles- aprovechando “la atmósfera de melancolía” y la desmotivación opositora.

 El analista Luis Vicente León dijo a la AFP que el gobierno busca “reducir el esplendor de la victoria opositora”, apostando a una elevada abstención que empareje el número de gobernaciones.

“Si la elección queda dividida, el chavismo aprovechará y usará los resultados para legitimar su relato. Dirá que la situación no es tan desventajosa para ellos como el mundo supone”, indicó Gutiérrez.

Aunque la oposición avanzaría si empareja las gobernaciones, advierte Salamanca, la sensación podría ser de derrota, porque las encuestas muestran debería de arrasar dada la impopularidad de Maduro.

“No lo vería bueno para la oposición, sino muy bueno para el gobierno. A la oposición se le bajarían los humos, mientras que el gobierno, al que todo el mundo ve como una minoría, saldría airoso”, precisó.

Capriles, por su parte, considera que “si la oposición gana unas 13 gobernaciones, la elección está ganada”.

“Debe anticiparse y construir un discurso de victoria. La narrativa será esencial. El gobierno tiene una gran capacidad de construir victorias de la nada, con la Constituyente lo demostró”, acotó. AFP